martes, 7 de abril de 2015

La pequeña Noelia

.
  Noelia Avril
 
Hemos comenzado con las rutinas postvacacionales. Esta mañana he tenido una clase de yoga estupenda. Cada día me gustan más estas clases. Ahora estoy tratando de hacerlas a diario, en casa, con una gran parte de esos ejercicios que hacemos en clase.  Son muy relajantes, y estoy una hora haciendo ejercicio, lo cual es fantástico. 

Una vuelve llena de energía, dispuesta a dibujar, a pintar, y sobre todo a seguir con estas muñequitas que día a día iré perfeccionando. 

Voy, pues, a seguir con mi hora de dibujo, que quiero dejar preparada a la siguiente muñeca para aplicarle los acrílicos. 

Tengan un buen martes y disfruten del sol mientras lo haya, que creo que viene alguna que otra nube dispuesta a regar los campos, jardines y calles. Lo cual está muy bien.

Sean felices.


 

2 comentarios:

  1. Manuel.
    Esta muñeca te mira de tal manera que parece que habla.Todas van saliendo muy monas.
    Con las clases de yoga, esa energia que aporta la primavera y tu voluntar de trabajo,tendremos novedades, que falta no hacen.
    Ayer un dia de sol, dió rienda suelta a le gente que se fue de romeria, estaba el campo lleno, con tanto jaleo,pusieron nervioso a mi gallo.
    Buenas tardes, Mari Carmen.

    ResponderEliminar
  2. Una romería, qué bien, Manuel. La última romería a la que yo recuerdo haber asistido fue cuando era pequeña, unos cinco años, allá en Villaharta, en Córdoba. Recuerdo lo bien que se lo pasaba la gente y la gran cantidad de personas que había. Claro que siendo tan chica, seguro que todo parecía más grande de lo que era en realidad. De todas maneras, una romería es una fiesta en el campo. Algo estupendo.

    Buen final de martes :)

    ResponderEliminar