miércoles, 19 de octubre de 2016

Lo hermoso del otoño

.
Valle de Ordesa. Huesca


Lo hermoso del otoño es que, al fin, dejamos atrás los calores del verano, la lluvia lava el polvo acumulado en las hojas de los árboles, en los caminos, en los huecos de las ventanas y en los quicios de las puertas, en los parterres y podríamos decir que hasta en los estantes del corazón.

Esta mañana desperté con el sonido de la lluvia repiqueteando sobre los cristales, el asfalto, los coches, los tejados... Era una música relajante, un son que invitaba a permanecer en la cama, no a salir de ella. Después, al abrir el balcón, el aire tenía un olor balsámico y limpio. Lástima que lo que veía era una calle y no un bosque.

Imaginaba cómo estaría ya el pirineo de Huesca, las laderas de las montañas teñidas con sus tonos anaranjados, y me daban una ganas tremendas que tomar la cámara y marchar de nuevo por aquellas tierras, para empaparme de los rojos, amarillos, ocres, marrones... Para impregnarme de todo su esplendor.  

Son momentos de cambio, el tiempo de color, la época de la nostalgia. 

Es el otoño en España.

Mari Carmen

2 comentarios:

  1. Bonjour Mari,

    Jolie allée, la forêt commence à prendre de belles couleurs avec l'automne et c'est agréable de faire des balades dans les bois. Passe une bonne journée, je t'embrasse.
    Jean-François. www.jfbaphotographie.com

    ResponderEliminar
  2. Bonjour, Jean-Fançois. C'est vrai, les bois sont magnifiques! De plus, nous avons de la pluie!! :) Je suis très, très contente!

    Passe une bonne journée!

    Bisous

    ResponderEliminar