lunes, 2 de enero de 2017

Días de piñas y piñones



Hubo días en que los dioses accedían a salir de su apatía haciéndose cercanos. Se manifestaban a través de un cielo sin mácula, con un sol tibio, resplandeciente, y una suave brisa que nos alisaba todas las arrugas del alma dejándonos preparados para la dicha más pura. Yo los llamaba los días de piñas y piñones...

En la cocina, nuestra madre encendía el fuego con pequeños troncos y serojas. Cuando ya se veían las llamas, colocaba sobre la placa de hierro las mondaduras de una naranja, llenando la pequeña estancia del perfume del azahar. Una vez evaporado el aroma de las cáscaras, se adhería a nuestra piel otro mucho más profundo: el de la resina, untuoso y penetrante.

Escuchando el crepitar del fuego, era inevitable pensar en el crujido de las agujas secas bajo nuestros pies, aquel sonido familiar que era tan parte de nosotros como lo eran la risa y los arañazos. 

Sí, había días en que los dioses incluso jugaban con nosotros y nos buscaban igual que nosotros buscábamos las mejores piñas, en los pinares caucenses, para abrir sus escamas y arrebatarles su tesoro, los piñones, que allí mismo, a pie del árbol, piedra contra piedra, partíamos, estrayendo su blanco corazón, masticándolo, saboreándolo, como el manjar más extraordinario.

Es verdad, lo pienso y sí, tuvimos jornadas en las que los dioses fueron, de todos, nuestros aliados mejores. 

Fueron días gloriosos de piñas y piñones... 

Mari Carmen 


9 comentarios:

  1. Hola:
    Interesantes remembranzas!
    Felicidades por el inicio del 2017
    Saludos de México
    OraliaV.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Oralia. Igualmente para ti, ¡feliz 2017!

      Eliminar
  2. Que ricos los piñones. Coca,el pinar y días felices, que bonitos recuerdos.

    Un beso

    Lola

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Verdad que si? Y es que lo pasamos tan bien allí... :)

      Besitos

      Eliminar
  3. Precioso, Carmen. Y sí, a veces se alían de tal manera que dan gloria. Buena tarde.

    ResponderEliminar
  4. Bonjour Mari,

    Jolies pommes de pin, on peut faire de jolies choses en décoration avec les fruits de cet arbre. Je t'embrasse et passe une bonne journée.
    Jean-François. www.jfbaphotographie.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merci, Jean-François :) J'adore les pommes de pin parce que j'ai vécu à Coca, une ville dans la province de Segovia, où nous avions beaucoup d'elles :)

      Jean-François, je souhaite que cette année tu aies plus de travail que l'année dernière parce que toutes tes photos sont magnifiques! :)

      Bisous

      Eliminar
  5. Merci Beaucoup Mari pour ce compliment. Bisous.

    ResponderEliminar